la renuncia silenciosa

Una renuncia silenciosa

La renuncia silenciosa… ¿un Tsunami que está reflejándose en las empresas?

Según un artículo publicado por Gallup empresa encuestadora a nivel mundial, el 50% de las personas en la población laboral en los Estados Unidos son

 `quit quitters’: se mantienen en una renuncia silenciosa en la empresa.

Pero y ¿Qué es la renuncia silenciosa?

Es una actitud que se presenta en personas que han perdido su motivación, compromiso y como consecuencia falta de sentido de pertenencia con la empresa.

Algunas veces en lugar de presentar una carta de renuncia o notificar verbalmente su decisión, el empleado simplemente deja de asistir al trabajo sin previo aviso.

¿Y cuáles las consecuencias para las personas y para las empresas, si los colaboradores están aburridos en sus trabajos, si no lo manifiestan?

Las consecuencias de una renuncia silenciosa pueden variar según el contexto y la situación específica, pero aquí hay algunas posibles implicaciones tanto para el empleado como para la empresa:

  1. Para el empleado:

   – Reputación profesional: Una renuncia silenciosa puede dañar la reputación del empleado en la industria y con posibles futuros empleadores. Dejar un trabajo sin dar aviso puede interpretarse como una falta de profesionalismo y compromiso laboral.

   – Referencias negativas: Es posible que la empresa no dé una referencia positiva al empleado si no dio un aviso adecuado de su partida. Esto podría dificultar la búsqueda de empleo en el futuro.

   – Pérdida de beneficios: Dependiendo de la legislación laboral y las políticas de la empresa, el empleado podría perder ciertos beneficios o pagos pendientes si no sigue el proceso de renuncia adecuado.

  1. Para la empresa:

   – Impacto en la operatividad: Una renuncia silenciosa puede generar problemas operativos para la empresa, ya que no esperan la partida del empleado y pueden no tener tiempo para encontrar un reemplazo adecuado.

   – Costos adicionales: La búsqueda y contratación de un nuevo empleado para reemplazar al que se fue puede requerir tiempo y recursos adicionales.

   – Clima laboral: Si otros empleados se enteran de la renuncia silenciosa, podría afectar negativamente el clima laboral y la moral del equipo, ya que podrían sentirse preocupados o inseguros acerca de su propio trabajo.

Es importante recordar que la comunicación abierta y transparente es fundamental en el ámbito laboral. Si un deseas renunciar, lo más adecuado es notificarlo a tu empleador con la debida antelación y de acuerdo con las políticas de la empresa. 

Del mismo modo, las empresas deben estar preparadas para gestionar adecuadamente las salidas de los empleados y mantener un ambiente laboral respetuoso y profesional.

En conclusión: 

El tema es que los aumentos salariales, y los ascensos han pasado a un segundo lugar en la vida de las personas.

Hoy se valora más la cantidad de tiempo libre, el liderazgo positivo, el buen trato, el bienestar personal y el equilibrio entre su vida familiar y laboral.

Incluso el trabajo híbrido (empresa- casa) y que genere tiempo libre está en aumento.

¿Y para ti que es lo más importante a la hora de trabajar?

¡Nos conectamos prontito!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio